El británico Vic Elford fue uno de los mejores y más eclécticos pilotos de Porsche de todos los tiempos, con victorias en el Rallye de Montecarlo, en la Targa Florio, en las 24 Horas de Daytona o en Nürburgring. Ha fallecido de cáncer a los 86 años dejando tras sí un abultado palmarés deportivo y cientos de anécdotas.

 

Vic Elford nació en el barrio londinense de Peckham en 1935. Su pasión por el motor le llevó a aprender –sobre todo en rallyes- sobre los pequeños coches británicos de la posguerra. En 1966 ya estaba considerado como un  consumado piloto de rallyes y el concesionario británico le ofreció un moderno Porsche 911. Ese año, Elford quedó tercero en el complicado Tour de Corse y ganó una de las mejores pruebas continentales: el Rallye Stuttgart-Lyon-Charbonnieres. Incluso venció en la primera prueba de Rallycross que se conoce, disputada en el circuito de Lidden Hill, en Inglaterra.

Vic Elford fue fichado por Porsche en 1966

Campeón Europeo de Rallyes en 1966 con el 911, fue inmediatamente fichado por Porsche para su equipo oficial. Debutó casi inmediatamente en el Rallye de Montecarlo al volante de un 911S, quedando en tercer lugar y ganando su categoría. Un año más tarde, con el 911T de 170 CV, consiguió derrotar al Alpine-Renault de Gerard Larrousse en la última noche tras una conducción arriesgadísima. “El 911 es el único coche capaz de adaptarse a cualquier circunstancia: nieve, hielo, asfalto, subidas, bajadas, rápido o lento. El 911 puede hacerlo todo” declaró muchas veces.

Pero Elford era absolutamente polivalente y fue empleado igualmente en la formación del Mundial de Marcas (Resistencia). En 1968 comenzó ganando las 24 Horas de Daytona con un 907 LH (cola larga), continuando con otro triunfo –con el 907 KH (cola corta)- en la Targa Florio. Esa siempre fue su carrera favorita, aunque sólo la ganó ese año, aunque no faltó entre 1967 y 1972 sobre distintos modelos.

Elford, especialista en la Targa Florio y en Nürburgring

Otra de sus carreras favoritas –se notaba su formación en rallyes- fue el viejo Nürburgring. Sus 1.000 Km eran una “especialidad” de Vic Elford. La prueba del Mundial de Marcas fue suya en 1968, 1970 y 1971. Como piloto oficial de esa época, también le tocó lidiar con el 917 desde sus comienzos. Llegó a conducir seis modelos diferentes entre 1969 y 1971. Y luego hasta un 917/30 CanAm años más tarde. Aunque en 1971 estuvo a punto de ganar con el 917 LH de Martini Racing, nunca consiguió la victoria absoluta en Le Mans. Sí ganó su Clase en 1966 (Porsche 906) y en 1973 (Ferrari Daytona).

Elford también tuvo su oportunidad en Fórmula 1, disputando trece Grandes Premios entre 1969 y 1971, compitiendo al volante de monoplazas Cooper y McLaren de equipos privados y, finalmente, en el Team oficial BRM, aunque no obtuvo puntos. Y formó parte del selecto grupo de pilotos contratados por Steve McQueen para filmar su película “Le Mans”. En 1971 consiguió también la victoria en las 12 Horas de Sebring, con el Porsche 917.

Una carrera interminable ligada a Porsche

En 1972 fue nombrado Caballero de la Orden del Mérito de Francia, tras detener su coche en las 24 Horas de Le Mans para ayudar a los pilotos que habían sufrido un grave accidente. Tras muchas carreras, se retiró oficialmente en 1974. Luego intervino en el equipo ATS de Fórmula 1 y en el Inaltera de Le Mans con Jean Rondeau. Enamorado de Francia pero finalmente afincado en EEUU desde 1984, dirigió la Escuela de Pilotaje y la de Experiencias Porsche durante muchos años. Fumador empedernido, ha fallecido de cáncer en su casa de Florida el pasado 13 de marzo de 2022.  

.

Galería Vic Elford

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.